¿Cómo se contrae la meningitis?

¿Cómo se contrae la meningitis?

¿Cómo se contrae la meningitis? 550 367 Instituto Europeo de Salud y Bienestar Social

El 24 de abril es el Día Mundial de la Meningitis, enfermedad que cada año afecta a 2,5 millones de personas en todo el mundo. ¿Conoces en qué consiste la meningitis y sus principales síntomas? Continúa leyendo para averiguarlo.

¿Qué es la meningitis?

meningitisTal y como la define la Organización Mundial de la Salud, la meningitis es una infección grave provocada por una bacteria. Afecta a la médula espinal y a las membranas que se encuentran rodeando el cerebro.

De acuerdo con la Asociación Española contra la Meningitis (AEM), esta enfermedad puede incluso matar en menos de 24 horas. Por este motivo, su reconocimiento a tiempo y su tratamiento son clave. Si no se trata, es mortal en uno de cada diez afectados y puede provocar graves daños cerebrales.

Es importante destacar que existe diferencia entre la meningitis viral y la bacteriana. La viral es la meningitis más común y menos grave que la bacteriana. De hecho, en la mayoría de los casos los pacientes se mejoran sin necesidad de recibir tratamiento, tal y como señala el Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, 2020). Cabe destacar que, aunque los casos de esta primera no suelen ser letales, en muchas ocasiones causan secuelas.

La meningitis se puede contraer a cualquier edad. Sin embargo, existe una población de riesgo que tiene una mayor probabilidad de enfermar. Estas personas son los niños menores de 5 años, los jóvenes de 15 a 24 años y las personas con un sistema inmune debilitado por alguna enfermedad, medicamento o trasplante de algún órgano (Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades, 2020). Asimismo, tiene una prevalencia mayor en el llamado “cinturón de la meningitis” en África, área que se está expandiendo cada vez más debido al cambio climático (AEM, 2021). Este cinturón agrupa 26 países, desde Senegal (en el oeste) a Etiopía (en el este).

La meningitis también puede causarse por motivos infecciosos o no infecciosos. Los no infecciosos incluyen los antibióticos, las drogas antiinflamatorias y la carcinomatosis. Pero hay tres vías principales, como apuntan Alvarado, A. y Castillo, L.M. (2006), con las que una bacteria entra en el sistema nervioso central, provocando la enfermedad.

Lo primero es que la bacteria penetre en el organismo, lo cual puede ocurrir a través de la piel, en la nasofaringe, en el tracto digestivo, el urinario o el genital. En cambio, la meningitis se transmite a través de la vía respiratoria, en la mayoría de los casos. Una vez que ha invadido la mucosa puede entrar al sistema nervioso central por tres mecanismos: “invasión hematógena con subsecuentes siembras al sistema nervioso central”; “invasión vía neuronal retrógrada” con afección iniciada en el olfato y/o los nervios periféricos; y “diseminación directa por contigüidad, la cual se da en casos de sinusitis, otitis media, malformaciones congénitas…” (Alvarado, A. y Castillo, L.M., 2006).

Principales síntomas

meningitisSegún Alvarado, A. y Castillo, L.M. (2006), la meningitis puede producir los llamados “síntomas meníngeos”, como son la cefalea, la fotofobia o la rigidez nucal. Además, “dependiendo de las variables se pueden agrupar en diferentes clasificaciones”. Partiendo del tiempo de evolución se diferencian entre agudas (pocos días u horas desde que empezaran los síntomas) o crónica (“presenta un curso más larvado de la enfermedad” con unas 4 semanas de implantación).

Otros síntomas muy comunes son la fiebre, dolor cuando se mueven o se ejerce algún tipo de presión en los globos oculares y un daño muy frecuente en los niveles de conciencia, es decir, confusión. Como apunta Saavedra, M. (2004), en las personas mayores es común encontrar este último síntoma, más que la presencia de fiebre o síntomas meníngeos de otro tipo.

A estos síntomas mencionados, la Asociación Española contra la Meningitis añade otros signos característicos de la enfermedad. Estos síntomas son: vómitos, manchas en la piel, convulsiones, manos y pies fríos, dolor muscular y de articulaciones.

Es interesante destacar que, antes de que existieran los antibióticos, la mortalidad causada por la meningitis aguda llegaba a ser del 95-100%. Hoy en día este porcentaje ha bajado considerablemente y se encuentra en un 10%. Sin embargo, siguen siendo cifras muy altas teniendo en cuenta las innovaciones y el tratamiento de la enfermedad. Asimismo, es importante puntualizar que este porcentaje se eleva en el caso de los adolescentes, llegando en ocasiones al 12% y siendo algunos serogrupos muy agresivos.

Secuelas de la meningitis

meningitis

  • Una de cada cinco personas afectadas por la enfermedad sufre discapacidad permanente tras la infección (ConSalud.es, 2021).
  • Las secuelas producidas por la meningitis suponen un gasto superior a los 900.000€ a lo largo de la vida.
  • En el reciente estudio promovido por AEM, se revela que la mayoría de los consultados sufren secuelas físicas que les impiden llevar la calidad de vida que tenían antes de padecer la enfermedad.

En el Hospital Central de San Cristóbal se llevó a cabo una investigación relacionada con las secuelas que puede dejar la meningitis en pacientes que la habían superado hacía 10 años. Los resultados fueron: casi la mitad padecían problemas oftalmológicos, predominando el estrabismo, además de alteraciones motoras, déficit del lenguaje y lesiones auditivas (Labrador, M. et al., 1993).

Por otro lado, Lobo, J.E. (2016) menciona las tres secuelas principales en pacientes que hayan pasado esta enfermedad. Además, destaca que un 25% de los pacientes sobreviven con “déficits”. Estas secuelas son:

  • El deterioro en la audición, produciéndose hasta hipoacusia total. Esto se debe a que la inflamación se extiende dañando el oído.
  • Hidrocefalia obstructiva” producida por un “daño permanente en el sistema de absorción” del líquido cefalorraquídeo.
  • Daño parenquimatoso”, que dependerá de su localización y puede causar discapacidad intelectual, convulsiones o daño motor y/o sensitivo.

¿Cómo derrotar a la meningitis?

La Organización Mundial de la Salud se ha propuesto para 2030 derrotar a la meningitis mediante una hoja de ruta mundial. Este logro histórico reconoce la lucha de millones de personas afectadas por la enfermedad. Además, es importante destacar la labor de la Asociación Española contra la Meningitis que, junto con la Confederation of Meningitis Organisation (COMO), ayudaron a redactar dicha estrategia de cara al 2030.

meningitisLa primera hoja de ruta mundial referente a la meningitis se centra en tratar de luchar contra las principales causas de la meningitis bacteriana aguda mediante tres objetivos principales tal y como apunta el portal sanitario ConSalud.es (2021):

  1. Eliminar las epidemias de meningitis bacteriana”.
  2. “Reducir el número de casos y defunciones” mediante la vacunación.
  3. “Reducir la discapacidad y mejorar la calidad de vida” tras padecer la enfermedad.

De forma más concreta, se centra en conseguir una cobertura mayor en vacunas, mayor rapidez en cuanto al diagnóstico, “vigilancia mundial mejorada”, gestión mejorada de secuelas y tratamiento además de “asegurar una alta sensibilización” de la meningitis y sus efectos. “Asimismo, complementará otras estrategias mundiales de control, entre ellas las relativas a septicemia, neumonía, tuberculosos y VIH” (OMS, 2020).

Son muchos los casos que se pueden prevenir mediante la vacunación, sin embargo, los procesos para acabar con la meningitis están más atrasados que los de otras enfermedades igualmente prevenible mediante una vacuna. A pesar de los avances conseguidos, la meningitis sigue causando más de 230.000 muertes y más de 2.5 millones de casos nuevos cada año.

Está en mano de todos poner fin a esta enfermedad y avanzar “hacia un mundo sin meningitis” (OMS, 2020).

“Juntos podemos llegar y ayudar a muchísimos más afectados” (AEM, 2020)

 

Fuentes:

Alvarado, A. y Castillo, L.M. (2006): Meningitis bacteriana. Vol. 23. Nº1. Heredia Mar.

Asociación Española contra la Meningitis (2021): Quiénes somos.

AEM (2020): Las caras de la meningitis.

Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades (2020): Meningitis viral.

ConSalud.es (2021): Derrotar a la meningitis: estos son los pilares de la hoja de ruta diseñada por la OMS.

Labrador, M. et al. (1993): Secuelas de meningitis bacteriana. 56 (3/4): 117-122.

Lobo, J.E. (2016): Meningitis bacteriana y viral. Universidad de Costa Rica. Vol. 33. Nº 1.

OMS (2020): Meningitis.

OMS (2020): Derrotar a la meningitis para 2030: una hoja de ruta mundial.

Saavedra, M. (2004): Meningitis aguda. Universidad Nacional de Colombia. Bogotá. 38-49.

Si se marca esta opción, la información de la empresa deberá ser enviada por correo a matriculas@institutoeuropeo.es

FORMA DE PAGO:
Concepto de Matrícula por Transferencia bancaria a la c/c ES65 2100-5731-770200069665 La Caixa

Suscríbete a nuestra Newsletter
  • Transferencia bancaria: para pagar por transferencia, por favor, añada el producto al carrito y, una vez en el carrito, proceda a la finalización de la compra y elija «transferencia bancaria» como opción de pago.
  • Pago en cuotas: para pagar en cuotas, envíe un correo a matriculas@institutoeuropeo.es.
  • Becas: si quiere optar a alguna de nuestras becas, envíe un correo a matriculas@institutoeuropeo.es.
  • Tarjeta bancaria: Utilice el botón Paypal, aunque no tenga una cuenta en Paypal, le permitirán pagar con su tarjeta de débito o crédito.